jueves, 24 de septiembre de 2015

realidad en vivo: EL PELIGRO QUE CORREN LAS ADOLESCENTES EN LAS REDES SOCIALES


Es muy fuerte y claro el video. Pero lo que más me impresiona es la seguridad con que los padres aseveran que sus hijas no llegarán a eso. Por favor, si eres padre de adolescentes debes mirarlo y... ¡Toma medidas!

El riesgo real de las adolescentes en las redes sociales


Resultado de imagen de adolescente acosada

Elkin habla del "mito personal" por el cual los adolescentes están convencidos que ellos son diferentes... que a ellos no les sucede  lo que a los demás. Además, su cerebro aún no desarrollado plenamente no capta el peligro. Conclusión: los padres toman las medidas para subsanar estas carencias adolescentes...


martes, 22 de septiembre de 2015

reflexiones serias: LO QUE REALMENTE IMPORTA DAR EN CASA Y EN LA ESCUELA

 Padres, escuchemos a un profesional con éxito y pensemos bien lo que es importante en la educación de nuestros hijos

 

EL MEJOR MAESTRO DE ESPAÑA


Por Juan Emilio Ballesteros / Fotografía: Moeh Atitar
cambio16


Nada más acabar el curso, César Bona escribió en su muro de Facebook: “Hagamos de las escuelas un lugar donde a los niños les apetezca ir”. Desde Barcelona, Sandra le respondió que con un maestro como él su hijo, que acaba de terminar Primaria, habría sido un alumno distinto porque hasta ahora nadie ha sabido motivarlo. Aquí radica el secreto de quien es considerado el mejor maestro de España.


La clave del éxito consiste en escuchar: “Escuchemos a los niños y niñas; tengamos en cuenta el factor humano antes que la medida de los conocimientos; recordemos que cada niño es un universo y que cuanto más difícil sea el niño, mayor ha de ser nuestro reto (y en la mayoría de los casos bastará ver que lo único que necesitan es cariño). Y nunca, nunca se puede medir con la misma vara: por mucho que no lo crean algunas personas, las emociones o la felicidad no se pueden calibrar y también hemos de educar para darles las herramientas para que las encuentren por sí solos. Ésa debería ser nuestra misión como maestros”.


Una vieja canción de Patxi Andión dice que cuando el maestro llega al pueblo aparecen los problemas porque enseña a los niños a pensar. ¿Es preciso recuperar la figura del maestro capaz de revolucionar la sociedad?
Claro que hacen falta maestros con ese perfil. Los hay por todas partes. En realidad, lo que hace falta en la educación son profesionales capaces de cambiar y transformar la sociedad. Para lograr ese objetivo es preciso compartir, que aprendamos a compartir.
Imagina una escuela donde lo normal es ser distinto, en la que los alumnos toman decisiones, asumen responsabilidades, un centro donde se practica la empatía y, además, se aprende matemáticas o ciencias sociales. ¿En qué consiste?
Sí, se trata de una escuela en la que lo importante es que los alumnos desarrollen la inteligencia emocional, que sea un centro donde se gestionen las emociones, por una parte, y aprendan a comprometerse para cambiar las cosas, por otra; que se conviertan en niños comprometidos, que puedan tomar sus propias decisiones, que piensen, que sean conscientes de la realidad que les rodea, que analicen, que se comprometan con las cosas que pasan, con la situación familiar, con los problemas no resueltos, en definitiva, que se hagan preguntas y sean capaces de buscar las respuestas. Se tienen que implicar tanto dentro de clase como fuera del aula. Hay que incentivar la curiosidad y la creatividad y que ellos mismos puedan obtener sus propias conclusiones. Y para ello hay que gestionar las emociones. Debemos estimularlos para que sean seres íntegros, transformarlos en ciudadanos globales. Esto es lo más importante, que se conviertan en buenas personas.
¿Es más formativo aprender a resolver problemas reales que escribir correctamente?
Escribir correctamente es lo que siempre se ha pedido en la escuela y faltan muchas más cosas por pedir, entre ellas convivir con los demás. Además de escribir correctamente tenemos que incentivar la convivencia. La base debe ser el respeto. Si existe una prioridad es la de que aprendan a vivir respetando a los demás y también a sí mismos, desarrollando valores como la solidaridad, la tolerancia y la igualdad. Y también es necesario el esfuerzo porque sin él no se puede conseguir nada. El conocimiento se puede adquirir de muchas formas, pero no sirve si no se aprende a ser persona.
César Bona García
¿No está llena la educación de verdades absolutas y de muchas preguntas sin responder?
La escuela está llena de niños que quieren hablar, que necesitan respuestas y que, al mismo tiempo, plantean muchas preguntas. La clave está en escuchar, en saber escuchar. Un niño es por naturaleza un ser curioso, creativo y con imaginación. Puedes aprender mucho de los niños porque en ocasiones son capaces de invertir el sentido de la educación. Tiene que haber un flujo en la comunicación y para ello hay que saber qué es lo que motiva a los alumnos. Es preciso adquirir habilidades sociales y competencias emocionales. No basta con los contenidos, hay que saber transmitirlos. Para que haya motivación debe existir comunicación.
Entiende que las nuevas tecnologías han revolucionado la forma en que nos relacionamos, que vivimos en una sociedad interconectada y que esa sociedad es más imprevisible y menos jerárquica. ¿A qué se refiere?
Pueden ser muy buenas pero hay que saber usarlas. Es una buena herramienta para el aprendizaje. En la práctica, la tecnología está funcionando bien en este sentido, sobre todo como espacio para intercambiar ideas e iniciativas, lo cual enriquece mucho. Es una puerta para la cooperación y con niños puede ser un punto de partida para el cambio social desde la escuela.
¿Por qué la educación no ha avanzado al mismo tiempo que la sociedad?
A mí esto sí que me llama mucho la atención. Me pregunto por qué en la educación no sucede lo mismo que en las empresas, que tanto valoran la innovación y no dudan en invertir en su desarrollo.
A efectos de incentivar la creatividad y la imaginación, ¿es mejor un libro o la red social?
A la hora de fomentar la creatividad y la imaginación cualquier herramienta encaminada a conseguir avanzar en estos objetivos es buena. El maestro tiene que saber utilizarlas para poder sacarle el mayor rendimiento en cada situación, para incentivar la curiosidad, para que sean una ventana al mundo. El aula debe ser un espacio de imaginación. Yo invito a mis alumnos a que participen y que expresen abiertamente sus opiniones, lo que piensan, que interactúen con el maestro, que se sientan bien y estén a gusto participando. Jamás puedes obligar a leer a una persona. Hay que estimularla.
¿No cree que en muchos centros en lugar de existir empatía y sinergia entre profesores, alumnos y padres, la comunidad educativa se pierde en grupos de whatsapp que se dedican a cualquier cosa menos a la educación?
¿Grupos de whatsapp?… Bueno, pueden utilizarse de forma adecuada o, por el contrario, de una manera muy negativa. Deben tener siempre un enfoque positivo. Las redes sociales tienen que allanarnos el camino y no convertirse en un obstáculo. Hay que supervisar de alguna manera la utilización que se hace de ellas, pero siempre hemos de estar abiertos a su uso. De otro modo estamos poniendo vendas en nuestros ojos.
¿Cuáles son las características de la escuela del futuro y cómo se ponen en práctica?
La escuela del futuro debe facilitar el proceso educativo, tiene que dar facilidades. Estamos hablando de que cumpla un estándar mínimo que garantice el modelo. Se nos tienen que poner las cosas más fáciles y, sobre todo, la educación de calidad es un derecho de todos los niños.
César Bona García
¿El fracaso escolar viene precedido por la falta de motivación y el aburrimiento?
El aburrimiento y la falta de motivación están causados por el hecho de que no se escucha. Si, en clase, las materias se imparten de forma unidireccional, es decir, vamos a dar el tema uno, y después el dos y el tres, etc., no existe comunicación y, al final, acabas por no saber nada de tu interlocutor: no conoces al alumno, no sabes cómo es, qué necesidades tiene, qué le gusta, cuáles son sus dudas. En la dirección contraria ocurre lo mismo. El profesor acaba siendo un perfecto desconocido. La llave para el éxito: escuchar.
¿Por qué en España se entiende la educación como una carrera de obstáculos?
Desde el punto de vista de los obstáculos a los que nos enfrentamos cotidianamente en clase, ante la falta de medios, siempre he dicho que se nos puede aplicar el calificativo de maestros salmones, porque para conseguir nuestro objetivo debemos superar muchos obstáculos y nadar contracorriente. Si pretendemos una sociedad mejor debemos aspirar igualmente a una educación mejor. Todo empieza en la escuela.
¿Cuáles son las carencias en educación en España?
Por una parte, la inteligencia emocional, una cuestión que entiendo que es básica. Y también acabar con un  síndrome que se observa asimismo en la universidad, donde no existe inteligencia emocional. La apuesta debería ser formar a buenos profesionales que además sean buenas personas, gente bien preparada para la vida. En la base de la educación yo pondría el respeto, la curiosidad, la creatividad y la educación emocional.
Ha comentado que en casa se educa y en la escuela se enseña. ¿A qué se refiere?
No es exactamente así. Lo que sí he dicho es que hay una frase que está anclada en el pensamiento social y que dice que en casa se educa y en clase se enseña. A mí me parece que no tiene ningún sentido, que es un error. ¿Cómo voy a educar a los niños sin tener en cuenta a sus padres y al revés? Los maestros tenemos el privilegio de poder enseñar y educar en manada. Un padre puede decirle a su hijo que sea una persona tolerante y respetuosa, pero una vez en clase ese niño entra en una microsociedad que no se parece a lo que tiene en casa.
Usted asegura que todos los niños son capaces de hacer realidad sus ideas, de crear lo que no existe, de cambiar lo que no funciona, que deben tener un hábito y organizarse. ¿Cómo compaginar la creatividad con la rutina de estudiar?
Un niño por regla general es curioso e imaginativo. Es su esencia. En la escuela debemos fomentar esa curiosidad e implementar su creatividad. Hay que conocer cómo responden ante determinadas situaciones, cómo respetan a los demás para que se sientan a gusto, cómo quieren cambiar el mundo. Deben aprender a relacionarse. Tienen que participar y dar muestra de su capacidad. Aquí es donde encaja precisamente la motivación para que puedan desarrollar sus aptitudes y la imaginación y la creatividad.
Asegura que recibe cientos de mensajes de compañeros maestros. ¿Qué le dicen? ¿De qué se quejan?
No, en absoluto, no es queja lo que expresan. Son, por regla general, mensajes muy positivos en los que muestran sus esperanzas, que confirman que es preciso buscar en los alumnos al ser humano más allá de una simple calificación académica. Tenemos excelentes maestros que se preocupan por formar a los niños como personas íntegras.
A tenor de los últimos casos de acoso escolar, ¿cómo se puede luchar contra el ‘bullying’?
El acoso no es más que un reflejo de la sociedad en que vivimos y de la educación que tenemos. Habría que incidir en lo que ya se ha dicho, en lo que es básico en la educación. Tenemos que ver qué sociedad queremos crear y cómo hay que plantearles a los niños la relación con los demás. La sociedad será el reflejo de lo que hagamos en la escuela. De ahí la importancia de darle a la educación el valor que merece.

viernes, 18 de septiembre de 2015

temas complejos: PELIGRO PARA LOS ADOLESCENTES DE CIERTAS MEDICINAS ANTIDEPRESIVAS



El artículo revela el peligro de difundidos medicamentos para la depresión adolescente y revela el lucro infame de algunos laboratorios a costa de la salud de millones de personas. Y por supuesto, antes de medicar ver otras opciones.

 

La paroxetina no es segura en menores como defendía GSK

Un estudio 'apadrinado' por el laboratorio ha sido ahora revisado

Los psiquiatras defienden la terapia como primera opción para estos jóvenes

 
MARÍA VALERIO
elmundo.es Madrid


Estudios como el que hoy se publica en la revista British Medical Journal no ayudan precisamente a que la industria farmacéutica proyecte una buena imagen ante la sociedad. Un grupo de científicos independientes ha reanalizado los datos de un ensayo sobre dos antidepresivos en adolescentes y concluye que no son ni tan seguros ni tan eficaces como el laboratorio GSK quiso hacer creer durante años.
En 2001, un trabajo en la revista JAACAP concluyó que los antidepresivos paroxetina e imipramina eran más eficaces que el placebo para el tratamiento de la depresión adolescente. Aunque la propia agencia estadounidense del medicamento (FDA) prohibió el uso de paroxetina en menores de 18 años, millones de adolescentes americanos ya habían recibido paroxetina durante ese tiempo.
Un grupo de autores del BMJ, dedicados a rescatar del olvido estudios antiguos que deberían ser revisados, ha reanalizado aquel ensayo de 2001 con 275 adolescentes gracias a documentos confidenciales y ha lanzado la voz de alarma. Ambos medicamentos (paroxetina e imipramina) no sólo no son eficaces en el tratamiento de adolescentes con depresión, sino que su uso en esta población aumenta el riesgo de ideas suicidas o problemas cardiacos.
Ya en 2012 el laboratorio británico Glaxo SmithKline pagó una multimillonaria multa en EEUU (3.000 millones de dólares) por la promoción fraudulenta de paroxetina, alegando beneficios del fármaco no demostrados. Sin embargo, ni siquiera con toda esta documentación sobre la mesa, la revista científica en la que aparecieron los datos falsos ha admitido retractarse o retirar el artículo.
Como denuncia uno de los editores de la revista en un comentario, Peter Doshi, el ensayo de 2001 apareció nada menos que bajo la firma de 22 autores, aunque la persona realmente encargada de redactar los resultados fue Martin Keller, un psiquiatra investigado en los años 90 por sus vínculos no declarados con la industria.
En un comunicado remitido por GSK a este periódico, la compañía defiende que ha proporcionado acceso a los datos "dentro de su compromiso de transparencia" que, entre otras cosas, "incluye la publicación de los datos de todos los estudios, independientemente de que sus resultados sean positivos o negativos".
Como explica a EL MUNDO el doctor Celso Arango, jefe de Psiquiatría del Niño y el Adolescente en el Hospital Gregorio Marañón de Madrid, "lo que viene a señalar esta investigación es la precariedad y las limitaciones de los estudios que pretenden demostrar la eficacia de la paroxetina. No son de buena calidad. Se trata de una población [la pediátrica] pequeña, que económicamente no es tan rentable y, por lo tanto, no se pone suficiente interés en los ensayos. Al no haber retorno económico, la robustez y la calidad en la metodología es menor".
Hoy por hoy, como aclara Arango, la paroxetina sólo está aprobada -tanto en Europa como en EEUU- para mayores de 18 años. En niños y adolescentes con depresión de moderada a severa, como destaca por su parte el doctor Fernando González Serrano, presidente de la Sociedad Española de Psiquiatría y Psicoterapia del Niño y el Adolescente (SEPYPNA), en la mayoría de los casos se intenta primero el tratamiento con psicoterapia, y sólo si ésta no funciona se recurre a la terapia farmacológica con fluoxetina (otro antidepresivo sí indicado en menores "sin efectos secundarios relevantes", aclara Arango).
Como explica el doctor González, la depresión adolescente suele tener un componente muy situacional y en muchos casos las sesiones de psicoterapia en grupo funcionan muy bien. "Es conveniente darnos un tiempo y ver su evolución porque si no existe el riesgo de medicalizar innecesariamente y recurrir rápidamente a los fármacos".
Como explica el doctor González, en cualquier caso, "en general en Europa y en España, la utilización de los tratamientos farmacológicos es más prudente que en EEUU". Una idea que comparte el doctor Arango, que recuerda que en población adolescente, "reservamos los antidepresivos sólo para los casos moderados y graves, no para los leves".
En cuanto a la imipramina, "es un antidepresivo tricíclico que lleva más de 60 años en el mercado. Así como está indicado por ser eficaz para los menores con tratamiento obsesivo compulsivo, no lo está para la depresión de los adolescentes", concluye Arango.










jueves, 17 de septiembre de 2015

investigaciones: PELIGRO DE LAS BEBIDAS ENERGÉTICAS PARA EL CEREBRO ADOLESCENTE



Un toque de atención para que los padres se pregunten al menos si sus hijos son aficionados a ese tipo de bebidas...


Un estudio encuentra relación entre las bebidas energéticas y la lesión cerebral traumática en los adolescentes

Europa Press - 17:26 - 16/09/2015
 

monster-energy-635-REUTERS.jpgImagen de una lata de una popular marca de bebidas energéticas | Reuters
Los adolescentes que informaron de haber sufrido una lesión cerebral traumática (TBI, por sus siglas en inglés) el año anterior presentaban siete veces más probabilidades de haber consumido al menos cinco bebidas energéticas en la última semana que aquellos sin antecedentes de lesión cerebral traumática, según un estudio publicado este miércoles en 'Plos One'.

Los investigadores también encontraron que los adolescentes que dijeron haber sufrido una lesión cerebral traumática en el último año presentaban por lo menos el doble de probabilidades de haber consumido bebidas energéticas mezcladas con alcohol que jóvenes que no padecieron una lesión cerebral traumática un año antes.
"Hemos encontrado una relación entre el aumento de las lesiones cerebrales y el consumo de bebidas energéticas o bebidas energéticas mezcladas con alcohol", afirma el doctor Michael Cusimano, neurocirujano en el Hospital St. Michael, en Ontario, Canadá. "Esto es importante porque las bebidas energéticas han sido previamente vinculadas con lesiones generales, pero no específicamente con TBI", añade.
Cusimano sugiere que el consumo de bebidas energéticas podría interferir con los esfuerzos de recuperación de los adolescentes que han sufrido una lesión cerebral traumática. "Las bebidas energéticas, como Red Bull o Rockstar, contienen altos niveles de cafeína y cambian el estado químico del cuerpo, lo que puede evitar que que la gente se recupere tras una lesión cerebral traumática -revela el doctor Cusimano--. Las lesiones cerebrales entre los adolescentes son particularmente preocupantes porque sus cerebros aún están en desarrollo".
En estos momentos en los que el consumo de las bebida energéticas van en aumento entre los adolescentes de Canadá y Estados Unidos, el estudio también sugiere que las bebidas con cafeína están particularmente vinculadas con aquellas personas que practican deportes. "Creo que las bebidas energéticas atraen a los adolescentes, especialmente los atletas, porque las bebidas proporcionan beneficios temporales como el aumento de la vigilancia, la mejora del estado de ánimo y mejores estados mentales y físicos --detalla Cusimano--. A menudo también, los anuncios de las bebidas cuentan con atletas destacados".
Los adolescentes que declararon haber sufrido una lesión cerebral traumática el año anterior mientras practicaban deportes eran dos veces más propensos a consumir bebidas energéticas que los adolescentes que dijeron haber padecido una TBI por otras lesiones en el mismo periodo de tiempo.
Aproximadamente 10.000 estudiantes de entre 11 y 20 años participaron en la investigación mediante sus respuestas a un cuestionario realizado en el aula. La TBI se define como una lesión que resulta en la pérdida de la conciencia durante al menos cinco minutos o que conlleva la hospitalización durante al menos una noche.
"Es particularmente preocupante ver que los adolescentes que dicen haber tenido una reciente TBI también son dos veces más propensos a declarar que consumen bebidas energéticas mezcladas con alcohol --afirma el doctor Robert Mann, científico senior en el Centro para la Adicción y la Salud Mental en Toronto--. Aunque no podemos decir que este enlace es causal, es un comportamiento que podría generar una lesión mayor y, por lo tanto, debemos analizar esta relación estrechamente en investigaciones futuras".
Alrededor del 22 por ciento de los estudiantes encuestados informaron de que habían experimentado una lesión cerebral traumática, con las lesiones deportivas representando casi la mitad de los casos de TBI experimentados en el año anterior.
Investigaciones anteriores en el Hospital St. Michael detectaron que la TBI se asocia con bajo rendimiento académico, problemas de salud mental, violencia, abuso de sustancias y agresión en adolescentes y adultos, factores que pueden interferir con la rehabilitación, según Cusimano.
Según el nuevo estudio, entender mejor la relación entre las bebidas energéticas y el TBI podría ayudar a los profesionales médicos, padres, maestros y entrenadores a comprender cómo prevenir mejor, diagnosticar y tratar las lesiones cerebrales.





domingo, 13 de septiembre de 2015

temas complejos: LOS HIJOS Y EL USO RESPONSABLE DE LA TECNOLOGÍA

Interesante. Hablan los "grandes" de la tecnología informática sobre hábitos en su casa con sus hijos. Me quedo con esto:

- Ninguna pantalla en las habitaciones.
- Intentar evitarlo antes de los diez. A lo más un rato el fin de semana.
- Después de los diez años, principalmente para aprendizaje entre semana.
- Diferencia entre "consuming" y "creating". No ser tan estrictos en la limitación de tiempo si es para lo segundo.
- La pornografía, el ciber-acoso y la adicción tecnológica deben estar en la mente de todos los padres como posibilidad real.

-------------------


Steve Jobs Was a Low-Tech Parent


nytimes.com




While some tech parents assign limits based on time, others are much st



When Steve Jobs was running Apple, he was known to call journalists to either pat them on the back for a recent article or, more often than not, explain how they got it wrong. I was on the receiving end of a few of those calls. But nothing shocked me more than something Mr. Jobs said to me in late 2010 after he had finished chewing me out for something I had written about an iPad shortcoming.
“So, your kids must love the iPad?” I asked Mr. Jobs, trying to change the subject. The company’s first tablet was just hitting the shelves. “They haven’t used it,” he told me. “We limit how much technology our kids use at home.”
I’m sure I responded with a gasp and dumbfounded silence. I had imagined the Jobs’s household was like a nerd’s paradise: that the walls were giant touch screens, the dining table was made from tiles of iPads and that iPods were handed out to guests like chocolates on a pillow.
Nope, Mr. Jobs told me, not even close.
Since then, I’ve met a number of technology chief executives and venture capitalists who say similar things: they strictly limit their children’s screen time, often banning all gadgets on school nights, and allocating ascetic time limits on weekends.
I was perplexed by this parenting style. After all, most parents seem to take the opposite approach, letting their children bathe in the glow of tablets, smartphones and computers, day and night.
Yet these tech C.E.O.’s seem to know something that the rest of us don’t.
Chris Anderson, the former editor of Wired and now chief executive of 3D Robotics, a drone maker, has instituted time limits and parental controls on every device in his home. “My kids accuse me and my wife of being fascists and overly concerned about tech, and they say that none of their friends have the same rules,” he said of his five children, 6 to 17. “That’s because we have seen the dangers of technology firsthand. I’ve seen it in myself, I don’t want to see that happen to my kids.”
The dangers he is referring to include exposure to harmful content like pornography, bullying from other kids, and perhaps worse of all, becoming addicted to their devices, just like their parents.
Alex Constantinople, the chief executive of the OutCast Agency, a tech-focused communications and marketing firm, said her youngest son, who is 5, is never allowed to use gadgets during the week, and her older children, 10 to 13, are allowed only 30 minutes a day on school nights.
Evan Williams, a founder of Blogger, Twitter and Medium, and his wife, Sara Williams, said that in lieu of iPads, their two young boys have hundreds of books (yes, physical ones) that they can pick up and read anytime.
So how do tech moms and dads determine the proper boundary for their children? In general, it is set by age.
Children under 10 seem to be most susceptible to becoming addicted, so these parents draw the line at not allowing any gadgets during the week. On weekends, there are limits of 30 minutes to two hours on iPad and smartphone use. And 10- to 14-year-olds are allowed to use computers on school nights, but only for homework.
“We have a strict no screen time during the week rule for our kids,” said Lesley Gold, founder and chief executive of the SutherlandGold Group, a tech media relations and analytics company. “But you have to make allowances as they get older and need a computer for school.”
Some parents also forbid teenagers from using social networks, except for services like Snapchat, which deletes messages after they have been sent. This way they don’t have to worry about saying something online that will haunt them later in life, one executive told me.
Although some non-tech parents I know give smartphones to children as young as 8, many who work in tech wait until their child is 14. While these teenagers can make calls and text, they are not given a data plan until 16. But there is one rule that is universal among the tech parents I polled.
“This is rule No. 1: There are no screens in the bedroom. Period. Ever,” Mr. Anderson said.
While some tech parents assign limits based on time, others are much stricter about what their children are allowed to do with screens.
Ali Partovi, a founder of iLike and adviser to Facebook, Dropbox and Zappos, said there should be a strong distinction between time spent “consuming,” like watching YouTube or playing video games, and time spent “creating” on screens.
“Just as I wouldn’t dream of limiting how much time a kid can spend with her paintbrushes, or playing her piano, or writing, I think it’s absurd to limit her time spent creating computer art, editing video, or computer programming,” he said.
Others said that outright bans could backfire and create a digital monster.
Dick Costolo, chief executive of Twitter, told me he and his wife approved of unlimited gadget use as long as their two teenage children were in the living room. They believe that too many time limits could have adverse effects on their children.
“When I was at the University of Michigan, there was this guy who lived in the dorm next to me and he had cases and cases of Coca-Cola and other sodas in his room,” Mr. Costolo said. “I later found out that it was because his parents had never let him have soda when he was growing up. If you don’t let your kids have some exposure to this stuff, what problems does it cause later?”
I never asked Mr. Jobs what his children did instead of using the gadgets he built, so I reached out to Walter Isaacson, the author of “Steve Jobs,” who spent a lot of time at their home.
“Every evening Steve made a point of having dinner at the big long table in their kitchen, discussing books and history and a variety of things,” he said. “No one ever pulled out an iPad or computer. The kids did not seem addicted at all to devices.”

sábado, 12 de septiembre de 2015

investigaciones: LA DEPRESIÓN ADOLESCENTE Y EL USO EXCESIVO DE LAS REDES SOCIALES

Seguimos con el tema de la depresión adolescente y ahora con una investigación en la universidad de Glasgow que la relaciona con el uso excesivo de las redes...

........................

Adolescentes deprimidos por el uso excesivo de las redes sociales

La necesidad de estar constantemente conectados puede causar depresión. "Los que se conectan por la noche parecen estar particularmente afectado"

La necesidad de estar constantemente disponibles y responder todo el tiempo durante los siete días de la semana en las cuentas de las redes sociales puede causar depresión, ansiedad y disminuir la calidad del sueño de los adolescentes, según se desprende de un estudio de la Sociedad Británica de Psicología, que se celebra en Manchester.
Mujer con el móvil
Los investigadores, Heather Cleland Voods y Holly Scott, de la Universidad de Glasgow, entrevistaron a 467 adolescentes sobre su uso de las redes sociales en general y específicamente durante la noche.
Midieron la calidad del sueño, la autoestima, la ansiedad, la depresión y la inversión emocional en los medios de comunicación social vinculadas a la presión que se sentía de estar disponible las 24 horas de los siete días de la semana y la inquietud en torno a, por ejemplo, no responder de inmediato a textos o mensajes.
"La adolescencia puede ser un periodo de mayor vulnerabilidad para el inicio de la depresión y la ansiedad, y la mala calidad del sueño puede contribuir a esto. Es importante que entendamos cómo el uso de las redes está relacionado con esto. La evidencia está apoyando cada vez más este vínculo entre el uso de redes y el bienestar, en especial durante la adolescencia, pero las causas están poco claras", explica Cleland Woods.
El análisis mostró que el uso de medios sociales específicamente durante la noche y, en general, junto con la inversión emocional se relaciona con una calidad del sueño más pobre, baja autoestima, así como niveles de ansiedad y depresión más altos.
"Aunque el uso general de los medios sociales impacta en la calidad del sueño, los que se conectan por la noche parecen estar particularmente afectados. Esto puede ser sobre todo el caso de individuos que están altamente invertidos emocionalmente. Esto significa que tenemos que pensar en cómo nuestros niños usan las redes sociales, en relación con el tiempo que están desconectados", añade Cleland Woods
 
 

mi archivo secreto: ¿SOY DE LOS POSESIVOS O INCLUSO VIOLENTO?

Los adolescentes se deben analizar bien de actitudes violentas o posesivas que les podrían traer serios problemas en el futuro

--------------

Seis de cada 10 adolescentes revisan el móvil de su pareja

Un 80% de los jóvenes españoles de 14 a 19 años dice conocer algún acto de violencia en parejas de su edad

12.09.2015 | 05:05
Los jóvenes siguen creyendo que es necesario que exista un amo/a de casa
 
Seis de cada 10 adolescentes revisan el móvil de su pareja
 
Más del 80 por ciento de los adolescentes y jóvenes españoles de 14 a 19 años asegura conocer o haber conocido algún acto de violencia, cometido por chicos y chicas, en parejas de su edad.
Ésta es una de las conclusiones del estudio "¿Fuertes como papá? ¿Sensibles como mamá? Identidades de género en la adolescencia", elaborado por el Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud, a partir de una encuesta a 2.514 chicos escolarizados.
Los encuestados identifican una media de cinco actos por persona de violencia ejercida por chicos y una media de 3,7 actos de violencia ejercida por chicas.
Son mayoritarios y generalizados, según el informe, los actos de control como revisar el móvil de la pareja (60% de los encuestados) , decirle con quién puede hablar y dónde puede ir, en los que las chicas aparecen como protagonistas con más frecuencia.
Entre los chicos, son más habituales la intimidación, el control personal y emocional, la violencia física y verbal o la violación de la intimidad.
Solo un 12 por ciento de los adolescentes dice no haber conocido, entre sus compañeros o conocidos, alguno de estos actos de violencia ejercido por un chico hacia una chica, y solo un 16,5 por ciento asegura no haberlos conocido siendo ejercidos por la chica hacia el chico.
Estos datos confirman que las relaciones de pareja entre adolescentes y jóvenes españoles se articulan alrededor de mecanismos de "control posesivo", lo que da lugar a un comportamiento potencialmente agresivo por ambas partes, aunque más frecuente y más grave por parte del varón, ha resaltado el director técnico del Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud, Eusebio Megías.
Estereotipos
Uno de los principales objetivos de la investigación es conocer los estereotipos sobre lo que significa "ser chico" o "ser chica" y cómo definen esas identidades.
El estudio revela que existe un acuerdo prácticamente unánime sobre las principales cualidades que se cree que mejor definen a las chicas y a los chicos.
Las chicas son descritas de forma mayoritaria como "sensibles, tiernas, responsables, trabajadoras y preocupadas por la imagen", mientras que los chicos son definidos como "dinámicos, activos, autónomos, emprendedores, posesivos y superficiales".
La atribución de cualidades a ambos sexos influye en el establecimiento de estereotipos sobre las capacidades atribuidas a unos y otras.
Ellas son percibidas como "más capaces de comprender a los demás, de dar cariño y de reflexionar", en tanto que ellos son considerados "mejores para el deporte, más decididos y más hábiles con la tecnología".
Los jóvenes españoles, de acuerdo con el informe, consideran que el ámbito laboral resulta ser el elemento central y recurrente al hablar de desigualdad social.
Desde su punto de vista, existen profesiones masculinas y femeninas y puestos de trabajo más propios de hombres, que pertenecen a los ámbitos de poder y están mejor remunerados.
También perciben que las mujeres sufren las dificultades para conciliar la vida familiar y laboral.
Tendencia a la igualdad
Megías ha subrayado que la investigación demuestra que hay cambios y sigue viva una tendencia a la igualdad de géneros, aunque perviven estereotipos y discriminación.
"Las relaciones tienden a ser cada vez más igualitarias, pero se mantienen roles y convicciones entre los adolescentes españoles que perpetúan la desigualdad a costa de las chicas", ha explicado.
Ha reconocido que formalmente hay una voluntad de cambio hacia la igualdad de género, aunque en los chicos es menor y se ve retardada por la maniobra de echar la culpa a la herencia o a la educación: "Nos han hecho así".
 

martes, 8 de septiembre de 2015

investigaciones: DETECTAR LA DEPRESIÓN ADOLESCENTE


Si sabemos que la depresión será la enfermedad de este siglo,  y sumamos el carácter aún no conformado del adolescente... Una bomba de tiempo...


La National Association of School Psychologists de Estados Unidos y la prestigiosa Clínica Mayo han revelado los síntomas más comunes de este trastorno en la población  y advierten que es muy importante detectarlos a tiempo para evitar sus consecuencias.
La adolescencia es una etapa clave en la  de toda persona en la cual se define la personalidad y se viven diferentes experiencias emocionales y físicas que dan paso a la madurez.
A pesar de que es inevitable pasar momentos difíciles durante este momento de la vida, existen algunas conductas atípicas que pueden desencadenar problemas psicológicos graves como la depresión.
Según cifras  de la Organización  de la , a nivel mundial más de 350 millones de personas padecen depresión, siendo una de las enfermedades que más afectan a los jóvenes entre 10 y 19 años de edad.
Lo que más viene preocupando a los expertos en el tema es que se ha convertido en  de los motivos principales de discapacidad entre los adolescentes de ambos sexos y la tercera mayor causa de suicidios.
1. Desórdenes en el sueño
Que un joven no duerma bien o pase demasiado tiempo durmiendo todos los días es un indicio de que algo está pasando.
Los cambios en los hábitos para descansar son una evidencia física de depresión que también se puede notar con dificultades en el resto del día.
2. Cambios en la alimentación
Todos los extremos alimenticios tienen graves consecuencias negativas que, por lo general, van de la mano con la depresión.
Comer muy poco o demasiado es una señal obvia de problemas emocionales o psicológicos que, de hecho, pueden conducir a enfermedades graves como la anorexia o la bulimia.
3. Pérdida de interés en sus aficiones
Es común que en determinadas edades las formas de pasar el tiempo y divertirse cambien. Lo raro es que de un momento a otro el adolescente pierda el entusiasmo por todo lo que realizaba antes, deje de hacer lo que le gusta y prefiera estar solo.
4. Irritabilidad o tristeza espontánea
Hay situaciones en la vida de los adolescentes que les puede provocar sentimientos como la ira y el llanto. Es normal que ocurra de forma momentánea y ante algo que no le cayó para nada bien.
Lo que no es corriente es que esas dos emociones se conviertan en el pan de cada día y empeoren a pesar de que otros intenten subir el ánimo.
5. Comentarios contra sí mismo
En varios momentos de la vida y por diversas razones los adolescentes pueden atentar contra su autoestima o tenerla en niveles muy bajos.
El problema surge cuando eso no se controla, los comentarios negativos aumentan y se vuelve algo crónico y destructivo.
Esta señal de depresión requiere de atención inmediata, ya que puede desencadenar problemas mayores, tanto en lo físico como en lo emocional.
6. Pérdida de las relaciones sociales
Este síntoma es bastante evidente entre los adolescentes deprimidos. Por lo general, evita compartir con amigos, se aleja de ellos y prefiere estar solo la mayor parte del tiempo.
7. Problemas para concentrarse
Por las mismas dificultades para dormir bien y el estrés que acompañan a la depresión, los jóvenes con esta condición suelen tener graves problemas para concentrarse, tomar decisiones, recordar cosas, entre otros.
A su vez, todo esto se ve reflejado en el rendimiento escolar.
8. Comportamientos violentos
Cuando se empieza a involucrar en acciones violentas, “bullying” o matoneo escolar, o cualquier otra actividad violenta, podría estar teniendo una depresión que intenta ocultar a través de dichas conductas.
En esto también se incluye los comportamientos sexuales de riesgo y el aumento en el consumo de alcohol y drogas.
9. Pensamientos suicidas
Esto, sin duda, es la prueba contundente de que algo muy grave está pasando en el ámbito psicológico del adolescente.
La mayoría de estos pensamientos se centran en el deseo de morir o la falta de una razón para querer vivir, lo cual se evidencia en frases como “Me quiero morir” o “Mi vida no tiene sentido”, entre otras.
En casos más graves y no controlados puede acabar en intentos de suicidio o autolesiones físicas como golpes o cortes.
10. Huidas del hogar
Son comunes cuando el joven tiene problemas dentro de su núcleo familiar, no se siente aceptado o está pasando por un mal momento con alguno de sus familiares.
Se le debe prestar mucha atención ya que, al decidirlo, algunos toman malos caminos y pueden recibir consejos de personas malintencionadas.
Fuente: Mejor con salud
AJV
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...