miércoles, 10 de julio de 2013

temas complejos: EXIGIR COLABORACIÓN EN CASA DESDE PEQUEÑOS



Expertos en adolescentes recomiendan exigir normas y horarios en el hogar para combatir los trastornos de conducta

 
 
Los jóvenes que consumen cannabis o abusan del alcohol muestran menos propensión a colaborar en las tareas domésticas y mayor a fracasar en los estudios, según un estudio realizado con pacientes de 12 a 21 años.
Los adolescentes con trastornos de conducta presentan grandes dificultades para cumplir horarios; colaboran menos en casa y tienden a fracasar en los estudios antes del bachillerato.

Esto es lo que se desprende de una investigación realizada por el gabinete psicológico Adinfa, especializado en el tratamiento de adolescentes conflictivos, y dirigida por el psicólogo Ricardo Pardo Aparicio, entre una muestra de más de 300 pacientes con edades comprendidas entre 12 y 21 años, atendidos en su consulta a lo largo de los pasados cuatro años.

Durante esta andadura, en la que más de 300 adolescentes con sus respectivas familias han sido atendidos y fruto de la investigación de historias clínicas reales que a diario pasan por la consulta, revela el papel fundamental de la Educación de los hijos desde muy temprana edad, para prevenir dificultades en la etapa posterior, de por sí más conflictiva, de la adolescencia.

Así pues, la comunicación con los hijos, el control, el establecimiento de normas y responsabilidades, pilares básicos de la educación, deberían guiar las líneas de actuación para padres implicados en el crecimiento de sus hijos o dicho de otro modo, los padres deberían pedir a los hijos que colaboren en tareas domésticas, conocer sus círculos sociales, instaurar normas, establecer horarios y exigir que se cumplan, y cimentar relaciones afectuosas con ellos; no ahorrarle realidad, así sentaremos las bases para una correcta prevención de los posteriores trastornos de conducta.


Fracaso Escolar y Trastornos de Conducta
En nuestra experiencia clínica, el 75% de los jóvenes atendidos presenta fracaso escolar. De ellos, un 62% continúa en el sistema escolar pero suspende más de 4 asignaturas o repite curso y el 13% ha abandonado los estudios.

Consumo de sustancias
En este grupo con fracaso escolar, el 73% son consumidores habituales de marihuana y/o hachís. El 100% de los que han abandonado la educación reglada consumen estas sustancias.

Colaboración en tareas domésticas
En este grupo también se da una alta prevalencia en lo que concierne a la falta de colaboración en las tareas domésticas, ya que en torno al 65% no coopera en nada ó lo hacen de forma puntual y bajo presión. Sólo un 8 % de los adolescentes entre 16 y 18 años, que han dejado los estudios participan de alguna manera en las actividades del hogar.

Discordancia familiar
Igualmente se observa que un 65% de estos sujetos presentan alta discordancia familiar y muestras de agresividad, dirigida hacia la familia o hacia otras personas, y que en el grupo que ha abandonado los estudios ambas pueden llegar al 100%.
Los motivos mayoritarios de dicha crispación familiar se correlacionan con el incumplimiento de horarios en un 60%, una cifra que puede aumentar hasta el 90%entre los que no permanecen en el sistema educativo reglado.

La adaptación y permanencia al sistema escolar reglado parece ser un factor de protección preventivo de trastornos de conductas de primer orden
La mitad de este grupo de adolescentes atendidos han tenido algún tipo de relación con la policía y/o justicia, ampliándose a casi el 75% entre los que no estudian nada.


Pautas educativas
Según los psicólogos de Adinfa, del estudio de estos datos se infiere que exigirles a nuestros hijos la colaboración en tareas domésticas desde pequeños puede ser un factor preventivo del desorden conductual y posteriormente de los posibles trastornos conductuales y el consumo de cannabis. De igual manera que mantener unos horarios y unas normas en la convivencia familiar, posibilita el éxito escolar.

ADINFA PSICÓLOGOS es una Sociedad Cooperativa Andaluza de Interés Social, cuyos estatutos reflejan el espíritu de los profesionales que la componen, y que la definen como una Empresa de Economía Social, democrática, solidaria, dedicada a la atención psicológica de loa Adolescentes y sus familias. Está constituida por un equipo de Psicólogos con experiencia profesional de 15 años en la intervención clínica dirigido por Ricardo Pardo Aparicio.
 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...